17 Oct 22 922

Las pajas de mi hermana son mi mejor consuelo

+ 2No se puede votar dos veces

Descripción

Las pajas de mi hermana me han acompañado a lo largo de mi vida cada vez que necesité consuelo. La primera vez que me masturbó fue cuando me pilló espiándola desnuda mientras se estaba cambiando. La guarra se apiadó de mí y me hizo una paja completamente desnuda. Desde entonces, cada vez que me ve triste, coge mi polla y comienza a cascármela. La última vez fue cuando me separé de mi exnovia. Hacía tiempo que mi hermana no me hacía una de sus ricas pajas, y volver a sentir su mano masturbando mi polla hasta sacarme la leche me trajo los mejores recuerdos.