05 Oct 23 311

Cuando los hombres pierden la virginidad del culo

+ 0No se puede votar dos veces

Descripción

Con estas tías sí que hay que tener cuidado. Son de esas bien dominantes a las que les encanta someter y humillar a sus parejas, así que la mayoría de las veces sus novios y maridos acaban entregando la virginidad anal casi contra su voluntad. Las zorras los van sometiendo poco a poco hasta convertirlos en esclavos. Después les obligan a mirar mientras se las follan, los penetran con consoladores delante de sus amantes y empiezan a follárselos con arneses. El siguiente paso será ordenarles que se coman el rabo que les acaban de meter en el coño, y por último, los convertirán en bisexuales definitivamente, haciendo que les rompan el culo delante suyo.